Coches fúnebres 

El coche fúnebre o carroza fúnebre es el vehículo que se utiliza para transportar el ataúd con los restos mortales de una persona. El coche fúnebre encabeza el cortejo fúnebre que comienza el trayecto desde los tanatorios hasta el lugar donde se celebra el funeral de muerte y finalmente hasta llegar al cementerio o crematorio. En Funeraria Bilbaína contamos con una amplia y equipada flota de coches fúnebres. Los coches fúnebres tradicionales están compuestos por un chasis alargado tipo vagón con el espacio suficiente para albergar los féretros y arreglos florales. La parte delantera del coche fúnebre es muy parecida a una limusina.